Bebés que lloran mucho

¿Bebés que lloran mucho?. Causas y técnicas para calmarlos

¿Por qué los bebés lloran?

En principio se trata de una forma de comunicarse con su madre o cuidador. Los bebés que lloran mucho, no lo hacen por gusto, sino porque:

  1. Algo anda mal y necesitan ayuda.
  2. Tienen hambre.
  3. Les duele algo.
  4. Tienen mucho frío o calor.
  5. Irritación en la zona del pañal.
  6. Porque esta mojado por orina o heces.
  7. Tienen gases o cólicos.
  8. Están cansados.
  9. Tienen sueño.
  10. Pueden haberse asustado con algún movimiento brusco, o ruido muy impactante.
  11. Si lo están amamantado, la leche materna pudiera tener alguna sustancia que lo excite como cafeína o nicotina, por ejemplo.
  12. Pudieran tener regurgitaciones que les producen un sabor ácido.
  13. Se sienten solos o aburridos.
  14. Están ansiosos.
  15. Tienen alguna dificultad respiratoria.

Siempre hay que ir por los bebés cuando lloran, porque algo nos quieren decir. Además, debemos tener presente que hay bebés más sensibles que otros, o que nacieron con alguna dificultad que los hace más vulnerables.  

Bebé recién nacido

Técnicas efectivas para calmar a los bebés que lloran

Lo primero que debemos hacer los adultos es calmarnos. En muchas ocasiones e impulsado por la preocupación y hasta cansancio, solemos irritarnos a causa del llanto del bebé. Es normal que pase, sin embargo, debemos estar cada vez más conscientes de lo importante que es buscar el equilibrio, para ello te sugerimos:

  • Situarte en el presente, con plena conciencia de que el bebé necesita de tu ayuda y comprensión.
  • Respirar profundo y seguido, al menos 3 veces para lograr el oxígeno que te ayudará a centrarte.
  • Pensar en que lo que le sucede al bebé tiene una solución.
  • Si no logras llegar a tu centro fácilmente, pide ayuda a quién tengas cerca y pueda tomar al bebé en sus brazos con calma. Si tú lo tomas estando nerviosa o alterada, el bebé sentirá tu vibración y se angustiará más.

En segundo lugar, tomar a los bebés que lloran y hacer un diagnóstico. Ten presente el listado anterior de las posibles causas del llanto y ve repasando si algo de eso u otra cosa está molestando al bebé.  

Consejos prácticos para calmar a los bebés que lloran

  1. Revisar la zona del pañal a los bebés que lloran

Descarta si es hora de cambiar el pañal, si esta mojado o sucio por heces. Percátate de que su piel este limpia y seca. Además, evalúa si tiene algún salpullido o si vez rosetones en algún lugar de la zona del pañal. Si lo detectas procede a colocarle en su piel limpia, alguna cremita para prevenir la pañalitis o hidratar la piel.

  1. Cargarlo paradito (en posición vertical) en tu pecho hacia el hombro

Esta posición y con ayuda de unas palmaditas suaves en la espalda puedes ayudarle a expulsar los gases que pudieran tener represados. Es conveniente recostarlo de manera vertical apoyando la cabeza del bebé en el hombro, hasta comprobar que haya expulsado los gases.

Ideal si al cargarlo en esta posición te percatas de que este del lado izquierdo, de manera que sienta los latidos de tu corazón. Este sonido le ayudará a calmarse, ya que, es muy familiar y le genera tranquilidad.  

  1. Hablarle bajito o cantarle suavecito funciona para calmar a los bebés que lloran

Muchas veces los bebés que lloran están pidiendo atención y cariño. Hablarles o cantarles suavecito, es una de las mejores estrategias para calmarlos, ya que, les resultará muy agradable al oído y le recordará incluso a su etapa de gestación en la que le hablabas y lo estimulabas con canciones. Hazlo hasta lograr se vaya tranquilizando y dejando de llorar.

  1. Mecer a los bebés que lloran

Esta técnica resulta muy efectiva, el hecho de mecerlos o pasearlos de manera suave y rítmica a la vez, los relaja mucho. Ese vaivén les ayuda a acoplar sus ritmos respiratorios y cardíacos.

Hacerlo con la ayuda de hamacas o mecedores, va a depender del tiempo que tenga el bebé, ya que, muy pequeños son más vulnerables y debemos tener cuidado con los movimientos bruscos.

Existen columpios o sillas mecedoras muy seguras y efectivas para ayudar a calmar los bebés, porque les proporcionan relax a través de los movimientos.

  1. Ofrécele de comer a los bebés que lloran

Si está limpio, ya has probado sacar los gases, calmarlo con canciones o meciéndolos, entonces toca ofrecerle comida. Si lo estás amamantando, empieza por ofrecerle el pecho que sientas este más lleno de manera que salga rápido la leche y no se desespere chupando (debes tener cuidado que no se ahogue).

De estarlo alimentando con biberón, trata de tener a la mano los utensilios o herramientas que te faciliten en el menor tiempo posible el preparado de su fórmula. Cuando notes que te lo acepta con placer, era hambre lo que tenía. De lo contrario, corresponde seguir investigando que le sucede.

  1. Revisa su temperatura

Descarta tenga quebranto o fiebre. Revisa que su cuerpecito este aclimatado, de lo contrario busca como equilibrar su temperatura. Si notas que tiene la piel erizada, nariz y orejitas frías por favor acobíjalo muy bien porque tiene frío.

Si es al revés y lo que sientes es que esta sudando y tienden a ponerse rosaditas sus mejillas, descúbrelo un poco. Pero asegúrate de que no estés en un espacio donde entren corrientes de aires muy fuertes, para evitar se pueda resfriar.

  1. Relaja a los bebés que lloran con un buen baño

A temperatura acorde, preferiblemente tibia o templada, ofrécele un baño relajante al bebé. Quizás lo que este necesitando es un ritual que lo calme y le genere placer.

El baño es uno de los mejores aliados para calmar a los bebés que lloran. Un baño le ayudará a conciliar el sueño más rápido.

  1. Bríndales un masaje corporal

Masaje corporal para calmar a los bebés que lloran

Un buen masaje en su cuerpo, especialmente en la espalda y la barriguita, le estimulara el descanso pleno. Relajaras la tensión muscular y con ello bajara la presión hasta ir calmando el llanto.

Un masaje en la barriguita, ayuda a con la digestión y estimula los movimientos regulares de sus intestinos, facilitándole la evacuación y expulsión de gases que pueda tener represados en su estomago o intestinos.

  1. Genera ambientes cálidos y tranquilos para calmar a los bebés que lloran

Muchas veces los bebés que lloran están pidiendo tranquilidad. El ruido, bien sea externo al lugar donde esta o las voces de muchas personas que puedan estar a su alrededor, les incomoda. No dejes de probar llevarlo a un lugar con menos ruido, ideal si le puedes colocar música relajante (sonido del mar, por ejemplo). Permíteles que puedan conciliar su sueño en un lugar seguro y cómodo

¿Qué hacer si no funciona todo lo anterior?

Tratar de mantener siempre la calma y llamar al pediatra si persiste el llanto y no sede ante las atenciones anteriores.  

Mayra Rengifo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *